Caricias para los fachas, palos para el pueblo trabajador.

Ayuso ataca al pueblo trabajador en Vallecas. El estado y el gobierno muestran su carácter de clase.

Represión en Vallecas contra el pueblo trabajador exigiendo mejoras sanitarias y preventivas de la pandemia y derechos sociales
Complicidad en las manifestaciones de la burguesía contra el confinamiento y para abrir sus empresas en barrio Salamanca

“Según Marx, el Estado es un órgano de dominación de clase, un órgano de opresión de una clase por otra, es la creación del “orden” que legaliza y afianza esta opresión, amortiguando los choques entre las clases.” (Lenin. Estado y Revolución).

Las políticas planteadas por los burgueses de Madrid para gestionar la pandemia tienen dos fines evidentes, primero garantizar lo máximo posible la viabilidad de sus negocios, procurando perder el menor porcentaje de ingresos posible. Segundo aumentar el control sobre la clase obrera para mantenerla sumisa a las políticas agresivas que necesitan los empresarios para mantener sus beneficios, en este sentido también vimos cómo aumentaban las contrataciones de policía, el uso de militares como rastreadores y la compra de pistolas táser para mejorar los métodos de represión y tortura de la policía contra el pueblo trabajador.

Mientras la clase dirigente muestra sin escrúpulos que el estado ‘democrático’ no es más que un mero medio para gestionar sus intereses y la única democracia que contiene es la democracia entre los ricos, los líderes de izquierdas burgueses, PSOE y UP, muestran su repugnante oportunismo. Condenando con tibias declaraciones la violencia policial, cuando precisamente ellos se dedican a insuflar entre el proletariado las falsas esperanzas de que reformando este sistema se puede lograr una mayor justicia social. Ambos intentan ocultar el carácter antagónico entre obreros y capitalistas.

La clase obrera está actualmente huérfana de su partido político que trabaje de manera sistemática por elevar la conciencia de nuestra clase y la guíe en su lucha revolucionaria por la destrucción del estado burgués, por el poder obrero, por el socialismo. Mientras no exista la unidad de nuestra clase guiada por el conocimiento científico y no por el aventurismo, con el claro objetivo de destruir el estado burgués y construir una sociedad sin clases sociales, la represión burguesa seguirá siendo impune y no habrá alternativa al capitalismo.

¡Organízate para acabar con este sistema! ¡Fórmate en marxismo leninismo para saber cómo hacerlo y no caer en falsas esperanzas!